Ventajas del sistema SATE (aislamiento por el exterior) frente a otros sistemas de aislamiento en Albacete

Cuando se trata de brindar aislamiento térmico a un edificio que no lo posee, existen diversas opciones en el mercado que en diferente medida pueden ayudar a solucionar un problema. Sin embargo, al tratarse de un factor tan esencial como la protección ante el frío, lo más recomendable es aplicar una técnica que sea eficiente y de larga duración, en este caso, la mejor es el sistema de aislamiento térmico por el exterior (SATE). En otro artículo ya hablamos de alguna de las características del sistema SATE, en este hablamos de las ventajas del sistema SATE comparandolo con otros sistemas de aislamiento.

Sistema SATE | La solución perfecta para aislar su casa

Ventajas del sistema SATE

Son múltiples las razones que hacen de este sistema de aislamiento el mejor del mercado; entre sus principales ventajas se encuentran:

Disminuye considerablemente el riesgo de condensaciones superficiales e intersticiales

Esto se debe a que con el sistema SATE se permite una eficiente transpirabilidad del soporte, lo que ayuda a disminuir el gradiente de temperaturas en las caras interiores de las fachadas.

El sistema de aislamiento térmico por el exterior evita las condensaciones superficiales y las intersticiales producidas por el aislamiento insuficiente de una fachada. Las condensaciones superficiales son las que ocurren en las paredes, mientras que las condensaciones intersticiales son las que se producen en el interior del cerramiento.

Reduce la aparición de puentes térmicos

Con el sistema de aislamiento por el exterior se minimiza la aparición de puentes términos más comunes en aislamientos interiores, tanto en obras nuevas como en rehabilitaciones, gracias a que el espesor del aislante es pasante con la envolvente del edificio.

Las ventajas del sistema SATE: permite ahorrar energía

Con un sistema de aislamiento eficiente como el SATE, deja de ser necesario el consumo energético en calefacción y refrigeración, puesto que el edificio comienza a mantener las temperaturas adecuadas por sí solo. Esto representa un gran beneficio no solo para la economía de los propietarios, sino también para el planeta.

Se conserva la superficie útil de las viviendas

Los sistemas de aislamiento interior disminuyen la superficie útil de la vivienda al tener que restar centímetros para la instalación de aislante, mientras que el sistema SATE, al ser instalado desde el exterior, no produce la reducción del espacio de la vivienda.

Facilita el ahorro económico

Con los sistemas de aislamiento térmico por el exterior, se reducen los costos de instalación en comparación con otros sistemas similares y hace posible que se economice el consumo energético.

Evita la perturbación de los propietarios durante su instalación

Al ser instalado en el exterior de la vivienda o edificio, el SATE no perturba el funcionamiento normal del interior del edificio, permitiendo a los propietarios o inquilinos continuar sus actividades con total normalidad.

La única limitante para la aplicación del sistema de aislamiento por el exterior es su aplicación en edificios protegidos. Al tratarse de un revestimiento exterior, modifica la apariencia de la fachada, lo que estaría prohibido en este tipo de edificios, siendo así el revestimiento interior la única opción viable.

Comparación del SATE con otros sistemas de aislamiento

Ahora bien, sabiendo que el SATE brinda tantos beneficios en su instalación, le explicamos puntualmente cuáles son las ventajas de este sistema frente a los demás sistemas de aislamiento existentes en el mercado.

Sistema de trasdosado interior

Al tratarse de una instalación interior, este sistema disminuye el espacio útil de la vivienda al tener que restarle los centímetros ocupados por el revestimiento.

Por otra parte, este tipo de aislamientos interiores afectan considerablemente el funcionamiento de la vivienda o edificio durante su instalación, lo que produce incomodidad en los propietarios o inquilinos durante el tiempo que tome la ejecución.

Insuflado de aislamiento en la cámara de aire

Consiste en inyectar el aislante en las cámaras de aire vacías de las fachadas. Este aislante solo puede ser utilizado en edificios con una fachada exterior en perfectas condiciones, puesto que si presenta mínimas fisuras, se producirá el escape del aislante.

En este tipo de aislamientos es necesario hacer una inspección rigurosa del estado de las fachadas para luego resolver todas las contingencias diagnosticadas. Para evitar las fugas, podría ser necesario tratar corrosiones y sulfataciones, lo que supondría la intervención de especialistas y, en consecuencia, el aumento del costo de instalación.

Aislamiento proyectado

El aislamiento proyectado, a diferencia del SATE, emite gases que podrían ser perjudiciales para la salud. Además, su aplicación puede resultar engorrosa para edificios que deben mantenerse en actividad, debido a que su instalación genera grandes cantidades de residuos.

 

Sabiendo esto, y tomando en cuenta las necesidades de aislamientos en Albacete, el sistema de aislamiento térmico por el exterior resalta como la opción más viable en cuanto a economía, eficiencia y calidad para equilibrar el clima y las temperaturas de viviendas y demás edificios.

Si tiene alguna pregunta sobre alguna de estas ventajas del sistema SATE o sobre su instalación en Albacete, debe contarse con equipos especialistas en este tipo de técnicas y materiales, entre los que se encuentra LM INGECON, con más de veinte años de experiencia en la instalación de diferentes sistemas de aislamiento térmico en la ciudad.

Start typing and press Enter to search