Muchos pueden ser los motivos por los cuales se emprenden reformas en las viviendas, pero siempre se persigue lo mismo: que cumplan nuestras expectativas. Tanto si se desea un hogar para nuestra familia como si se destina a su alquiler o venta, las reformas en las que se busca cambiar la distribución de la vivienda suponen todo un reto.

Por esa razón, tanto el equipo técnico encargado de cambiar la distribución de la casa como los mismos propietarios deben tener claros varios factores fundamentales para que el proyecto se lleve a cabo satisfactoriamente.

cambiar la distribución de la vivienda en Albacete

Objetivos de cambiar la distribución de la vivienda

Como se decía al principio, uno de los factores clave a tener en cuenta, a la hora de emprender la reforma de una vivienda, es saber qué se necesita. Qué se desea. Esto, que puede parecer una obviedad, es lo que determinará, en gran medida, la nueva distribución de la vivienda.

Por lo tanto, el principal objetivo es que el resultado final sea una vivienda que cumpla con nuestras expectativas al 100 %.

Para conseguirlo, lo ideal es tener en cuenta los planes de futuro e intentar compaginarlos con los gustos y necesidades del presente. Aquí surgen dudas como: ¿cuántos cuartos de baños? ¿Cuántas habitaciones? ¿Plato de ducha o bañera? ¿Con terraza o sin ella? ¿Cocina abierta o cerrada? ¿Calefacción con falso techo o split? ¿Una casa compartimentada o con espacios diáfanos? ¿Armarios empotrados en las habitaciones?

Todas las cuestiones anteriores deben ser planteadas y respondidas en función de los factores ya enumerados. No se puede dejar nada a la improvisación ni caer en la decepción.

Tampoco hay que olvidarse de un elemento cada vez más valorado: la luz. Una casa con luz es una casa llena de vitalidad e implica unas facturas menos abultadas. Incluso, a la hora de decorar la vivienda, la luz juega un importante papel. En consecuencia, tratar de conseguir la mayor luminosidad posible es otro de los objetivos a perseguir en la nueva distribución de la vivienda.

Como se puede ver, iniciar una reforma para cambiar la distribución de una casa conlleva una gran responsabilidad y conocimientos. Una vez tomada la decisión de reformar, siempre hay que contar con un equipo de profesionales con una dilatada experiencia en el sector de la construcción.

cambiar la distribución de la casa

Factores a tener en cuenta para cambiar la distribución de la vivienda

Lo primero y más importante es saber qué se necesita y si es viable, técnicamente hablando. Si las necesidades son cosa de los propietarios, la parte técnica debe quedar en manos de profesionales expertos en reformas de viviendas. De este modo, hay que examinar con detenimiento los metros habitables. También la disposición de los bajantes de agua, la orientación de la vivienda y la entrada de luz, entre otros factores.

Una vez examinados los elementos anteriores, se podrá saber si los deseos iniciales son factibles; o, por el contrario, hay que reconsiderar el proyecto para acometerlo. Así, casando adecuadamente intencionalidad con realidad, llega el momento de tener en consideración otro de los grandes factores: el presupuesto.

Efectivamente, confeccionar un presupuesto que esté dentro de nuestras posibilidades es de vital importancia. Ello permitirá escoger adecuadamente los materiales y qué estancias de la vivienda han de ser reformadas.

Además, para saber qué estancias pueden ser reformadas y cómo se ha de ejecutar la reforma, hay que saber que elementos como los mencionados bajantes y otros, como los muros de carga y pilares, no se pueden mover ni desplazar. Por esa razón, juegan un papel tan importante en la distribución de la casa. Se deben integrar a la perfección en el resultado final de la reforma. Así los espacios serán útiles y estéticamente bellos.

 

Start typing and press Enter to search

barreras arquitectónicas en comunidades de vecinosReformas de negocios e interiorismo comercial